Un fantasma recorre México: el fantasma de la tenencia

Nota publicada el dia: 2019-04-09 | Por Arturo Soto Munguía

Sonora se encuentra entre los 21 estados de la República donde se ha eliminado el impuesto a la tenencia vehicular, o bien éste se aligera con algún tipo de subsidio estatal que puede ser hasta del 100%, o diferentes descuentos, pero eso podría cambiar.

 

El subsecretario de Hacienda federal, Arturo Herrera planteó ante diputados federales la necesidad de “revivir” el impuesto a la tenencia, lo que ayudaría al gobierno a recaudar entre mil 200 y mil 500 millones de pesos anuales, provenientes de los propietarios de vehículos, especialmente los de mayor valor, que serían quienes paguen más.

 

Aunque el presidente Andrés Manuel López Obrador sostuvo en campaña y en su discurso de toma de posesión que no aumentaría impuestos ni crearía nuevos al menos en la primera mitad de su sexenio, el funcionario de Hacienda matizó diciendo que esa promesa se mantiene, no obstante que se tomarán medidas administrativas para mejorar la recaudación en el corto plazo.

 

Este discurso se parece mucho al utilizado en la administración estatal pasada, cuando dicho impuesto quiso imponerse bajo el nombre de “Común”, lo que generó movilizaciones de protesta en las principales ciudades del estado, que terminaron por impedir dicho cobro.

 

Es previsible que, de insistir el gobierno federal en “revivir” este impuesto cuyos orígenes se remontan a 1968 cuando se buscó recaudar fondos para financiar la infraestructura para las olimpiadas en México, se reviva y se multiplique también la movilización ciudadana pues, por más amable que suene, ningún impuesto genera simpatías entre los contribuyentes.

 

Sobre todo en estos tiempos, cuando crece la certeza de que sus impuestos se están utilizando para fondear programas clientelares que, disfrazados de justicia social van encaminados a fortalecer y ampliar la base electoral del actual gobierno.

 

De por sí en Sonora ya comienzan a menudear las manifestaciones en sectores como el educativo, con huelgas y paros (Unison, Cecytes, CIAD), así como en el de los productores agrícolas del sur del estado, todo relacionado con la reasignación de partidas o el replanteamiento de las reglas de operación de distintos fondos federales, revivir el impuesto a la tenencia vehicular impactaría un sector mucho más amplio de la sociedad, que no dudamos estén también dispuestos a tomar las calles.

 

¿Cuál sería la posición de diputados federales, locales, senadores, dirigentes de Morena y sus aliados en un escenario así? ¿Se pondrían del lado de los ciudadanos o del presidente?

 

Un adelanto de esto ya lo estamos viendo en el sur del estado, donde en la manifestación de productores agrícolas no hubo presencia de los legisladores de la coalición. Ni siquiera un pronunciamiento, como no lo ha habido respecto a la idea de “estatizar” la administración del Distrito de Riego del Valle del Yaqui.

 

¿Y los alcaldes? Hay que recordar que la propuesta perfilada por Herrera incluye pasar el cobro del impuesto predial a los estados, cuando es la principal fuente de ingresos propios de los ayuntamientos.

 

Será muy interesante ver cómo evoluciona este asunto.

 

II

 

Cuestión de días, quizás de horas para que la alcaldesa de Hermosillo, Célida López Cárdenas renueve mandos en la Policía Municipal, donde el comisario Luis Alberto Campa Lastra ya tiene las maletas listas y ha corrido fuerte la versión de que será una mujer quien lo sustituya en el cargo.

 

La seguridad pública sigue siendo el coco de todas las administraciones municipales y una de las áreas que requieren ser reforzadas constantemente; los últimos acontecimientos en la ciudad relacionados con el tema así lo indican.

 

Campa Lastra, un viejo conocido de los panistas hermosillenses, aunque él es oriundo de San Luis Río Colorado, ya desempeñó ese cargo en la recta final de la administración de María Dolores del Rio (2003-2006) y se suponía que con su experiencia mejorara los niveles de seguridad en la ciudad, pero evidentemente eso no ocurrió y tendrá que despedirse de esa responsabilidad.

 

Si bien Hermosillo está lejos de registrar niveles de inseguridad y violencia como los que se presentan en Cajeme, Guaymas y Empalme por citar los más afectados, la presencia perniciosa de la delincuencia organizada está escalando preocupantemente, pero sobre todo, la delincuencia desorganizada, esa que ataca por todas partes robando, asaltando causando daños en el patrimonio de los hermosillenses, no da respiro.

 

Extraoficialmente se maneja el nombre de Iveth Gutiérrez López. Seguiremos informando.

 

Ya entrada la noche, la alcaldesa subió un tuit a su cuenta en el que expuso: “Luis Alberto Campa Lastra es un extraordinario funcionario. Es un hombre íntegro, profesional y estoy honrada de contar con su capacidad y entrega. Nos une un sueño: profesionalizar la policía municipal y juntos lo lograremos”.

 

 

III

 

Y sin salirnos del tema de seguridad pública, donde no pintan bien las cosas, pero nada bien es en Bácum, pueblito sencillo cuyo alcalde electo acaba de ser sentenciado a pasar 15 meses en una cárcel de Estados Unidos, luego de que fuera detenido al intentar cruzar con documentación apócrifa en aquella frontera. El asunto sirvió para revivirle la historia de una detención previa, hace varios años, por delitos relacionados con droga y pollerismo.

 

Aunque el gobierno municipal de aquella población y los líderes de Morena intentaron matizar el asunto y sostener hasta el ridículo la idea de que no estaba detenido y su ausencia se debió a una incapacidad médica, la realidad terminó por rebasarlos.

 

El cabildo nombró un interino, mismo al que está por vencérsele el plazo para el que fue designado, y el Congreso tendrá que nombrar un alcalde sustituto.

 

Ese sería el menor de los problemas: el mayor es que nadie quiere entrarle a ese torito, pues hay amenazas del crimen organizado si el designado no es el de sus preferencias. Recientemente el secretario del Ayuntamiento, Víctor Manuel Armenta fue atacado a balazos, logrando sobrevivir al atentado.

 

Pero en Bácum hay miedo por todos lados.

 

IV

 

Y a propósito de tenencias y malnacidos, no parece el mejor de los momentos para que Ernesto Munro, el dirigente estatal del PAN aparezca enlazando telefónicamente al ex gobernador Guillermo Padrés para que enviara a la militancia de ese partido un mensaje de unidad y un refrendo de que sigue siendo el jefe (así lo llamó Munro) si no del panismo, sí al menos de esa corriente padrecista que hegemoniza la dirección del PAN.

 

Mala señal.

 

También me puedes seguir en Twitter @Chaposoto

 

Visita www.elzancudo.com.mx


Opiniones

Comenta ésta nota

Su correo electrónico no será publicado. Son obligatorios los campos marcados con *