LAS MUNICIPALES QUE VIENEN

Nota publicada el dia: 2018-04-29 | Por Bulmaro Pacheco

Más allá de la agenda nacional y de los temas y debates que distinguen a la elección presidencial, el próximo 19 de mayo inician en Sonora las campañas en el terreno que al parecer más les interesa a los ciudadanos: La elección de sus autoridades municipales.
En Sonora será una elección inédita por la presencia de un mayor número de mujeres en las papeletas electorales; por un mayor número de candidatos independientes; la primera vez en 85 años que algunos alcaldes en turno van por la reelección (o elección consecutiva); y también por tratarse de una elección con el mayor número de partidos políticos participantes en la justa electoral.
Sonora llegará a la elección del próximo 1 de julio con una lista estatal de electores de dos millones 96,484 votantes.
El 84.6 % (1,773,242) de los votantes registrados, hasta el 9 de marzo pasado se concentran en 12 municipios: Hermosillo, Cajeme, Nogales, San Luis Río Colorado, Navojoa, Guaymas, Caborca, Huatabampo, Puerto Peñasco, Etchojoa, Empalme y Cananea. El otro 15.4 % se encuentra en los 60 municipios restantes.
Han postulado candidatos a los ayuntamientos diez partidos políticos: Los de la alianza PRI-Verde-Nueva Alianza 72, PAN-PRD 64; Morena-PT-PES, 69; Movimiento Ciudadano 39; y el partido estatal Movimiento Alternativo Sonorense (MAS) con 30 candidatos.
Van también 13 candidatos independientes buscando dirigir ayuntamientos, en Hermosillo, Cajeme, Agua Prieta, Puerto Peñasco, Guaymas, Rayón, Vila Pesqueira, Huépac, Nácori Chico, Nacozari, San Luis Río Colorado, Cananea y Etchojoa. Lo que demuestra que la figura de la candidatura independiente no solo se circunscribe a los municipios grandes, también en aquellos chicos de sólida tradición política.
Por primera vez 17 presidentes municipales electos para el período 2015-2018 van por la reelección. Por el PRD: La Colorada y Bácum. Por el PAN: Carbó, Cucurpe, Guaymas, Naco, Nogales, Ónavas, Puerto Peñasco y San Felipe. Por el PRI: Altar, Cananea, Magdalena, Santa Ana, Sáric; por el Panal en Cumpas; y por Movimiento Ciudadano en Átil.
Algunos de los que no van por la reelección van por otra oportunidad, como es el caso de Vicente Terán Uribe, de Agua Prieta, que es la quinta ocasión que es candidato a presidente municipal; en cambio José Lorenzo Villegas Vásquez de Naco que ha sido presidente municipal en 2000-2003, 2006-2009 y 2015-2018, va por una cuarta oportunidad. Alfonso Robles, en Magdalena, que va por una cuarta elección y una tercera oportunidad; Ramón Díaz Nieblas, en Huatabampo, busca una segunda; Gildardo Bejarano, en Trincheras, por una tercera; Perla María Rodríguez Porchas, en La Colorada, iría por el séptimo trienio de gobierno en manos de la misma familia (abuela, tío, padre y nieta) en los últimos 30 años de la política municipal.
Sara Valle Dessens, electa en 1997 por el PRD en Guaymas, va por una segunda oportunidad, ahora por Morena, aliada con el PT y el PES. Igual Delfina Lilian Ochoa que va por la reelección por San Felipe. Destaca el decano de los candidatos a una alcaldía: El exgobernador Samuel Ocaña, que a los 86 años va por una segunda elección en Arivechi. Gloria Elma Galindo García, a los 86 también va como candidata a regidora en la planilla de Ernesto de Lucas para Hermosillo.
Por primera vez en la historia de Sonora, de 292 candidaturas a presidencias municipales, 137 mujeres participarán como candidatas de 10 partidos políticos para los 72 ayuntamientos de Sonora.
Por primera vez también 600 mujeres van como candidatas a regidoras propietarias y 600 a suplentes, y 137 van como candidatas a una sindicatura municipal. Lo que quiere decir que, sumada a la alternancia de género observada en las candidaturas al Senado, las diputaciones federales y las diputaciones locales, se trata de la más numerosa cantidad de mujeres postuladas en Sonora en la historia reciente –cuando menos desde 1953, cuando se les concede el derecho a votar y ser votadas a las mujeres–. Algo inédito para el Estado. Un gran reto también, porque la sola postulación no necesariamente incluye el triunfo en automático.
Gran cantidad de mujeres van como candidatas a municipios peligrosos por su ubicación, y por el control que ejerce el hampa organizada que en los últimos años ha desplegado fuertes presiones sobre las autoridades municipales. Las dirigencias partidistas que las han postulado deberán ser sumamente cautelosas en los compromisos que adquieran en esas regiones, tanto en el desarrollo de las campañas como en su financiamiento y la posterior integración de sus gobiernos.
Otras mujeres van a municipios con crónicas crisis administrativas y políticas. Seguramente el hartazgo de la gente por los problemas recurrentes en el funcionamiento de esos ayuntamientos, las hará ganar.
La decana de las aspirantes a presidentas municipales es Lourdes Cruz Ochoa, una destacada líder cenecista de Baviácora. Ella fue presidenta municipal de su municipio en el trienio 1985-1988. A los 66 años de edad va de nuevo como candidata, ahora postulada por la alianza PRI-Verde -Nueva Alianza. De las mas jóvenes: Ilse Quintanar Maldonado (26 años), candidata del PRI-Verde PANAL, por San Felipe de Jesús y Rosalí Flores Zuñiga (de 29) que va como candidata en Quiriego.
Siguen sin la posibilidad de tener una mujer en la presidencia, municipios como Etchojoa, Huatabampo y Cajeme entre otros.
En los municipios donde todavía no se registra alternancia, como Rosario Tesopaco, por primera vez participan dos mujeres como candidatas. Y en el otro, Oquitoa, el PRI ha concentrado sus fuerzas sumándose a la postulación de un candidato derivado del Partido Nueva Alianza.
Destacan varios municipios por el número de candidatos que buscan la presidencia municipal: Seis en Hermosillo, Cajeme, Guaymas, Agua Prieta, San Luis Río Colorado, Santa Cruz y Cananea. Solo dos candidatos en la contienda en Suaqui Grande y Tepache.
¿Irán ahora por la revancha los grupos que en 2015 perdieron todo en Guaymas, Puerto Peñasco y Agua Prieta como para que les hayan revalidado la oportunidad de postular a sus candidatos?
El dilema de las elecciones en los municipios también es muy es claro: ¿Aportarán votos para el resto de sus fórmulas? No está muy claro que sea al revés,(fenómeno Fox o fenómeno AMLO) basados en las cifras de los procesos presidenciales de 2000, 2006 y 2012.¿Se verá de nuevo voto diferenciado en las fórmulas de candidatos? ¿Tendrán las mujeres –vencidas las resistencias culturales del caso– la recepción y el apoyo que se merecen en esta nueva etapa de la vida política sonorense? ¿Les alcanzará a los candidatos municipales el tiempo para conciliar las tensiones que quedaron entre los grupos políticos después de las postulaciones? No lo sabemos.
Dentro de 20 días que inicien las campañas municipales y dentro de 61 que se vote se sabrá la realidad. Por lo pronto, la elevada participación político partidista de las mujeres en Sonora significa un notable avance en la historia política local.
El gran número de candidaturas en esta ocasión es una embestida real contra las resistencias culturales y políticas, y un buen avance en las posibilidades de oxigenar la vida política allá en el nivel que más le interesa a la gente: En lo municipal, donde la autoridad elegida siempre está a la mano y es accesible, de la que saben dónde vive y a qué hora despacha y lo que realmente puede hacer, para atender las inquietudes y problemas cotidianos de los ciudadanos.
bulmarop@gmail.com

Opiniones

Comenta ésta nota

Su correo electrónico no será publicado. Son obligatorios los campos marcados con *