México respalda que Maduro no sea bienvenido en Cumbre de las Américas

Nota publicada el dia: 2018-02-13 | Por Redacción

La Secretaría de Relaciones Exteriores de México (SRE) respaldó al gobierno de Perú en su decisión de que no será bienvenida la asistencia de Nicolás Maduro, presidente de Venezuela, a la VIII Cumbre de las Américas, en Lima.

El titular de la SRE, Luis Videgaray Caso, mencionó que lo anterior es con fundamento en la Declaración de Quebec, adoptada en la III Cumbre de las Américas en 2001.

Hoy en Lima catorce países del continente exhortamos al gobierno venezolano a reconsiderar”, publicó el funcionario federal en su cuenta de Twitter @LVidegaray.

El canciller mexicano añadió que sólo a través de elecciones transparentes y creíbles podrá resolverse por la vía pacífica y democrática la gravísima crisis enVenezuela.

Este martes, en la cuenta @CancilleriaPeru, el Ministerio de Relaciones Exteriores peruano indicó: “Canciller @CayetanaAljovin | Perú ha decidido que la presencia de Nicolás Maduro ya no será bienvenida en la #VIIICumbrePerú”.

Excelsior

Opiniones

Comenta ésta nota

Su correo electrónico no será publicado. Son obligatorios los campos marcados con *

Notas Relacionadas

  1. Ernesto Codero llamó a la PGR a investigar al candidato presidencial quien es acusado de lavar dinero en México, Canadá y Suiza, a través de una triangulación con su suegro, Manuel Barreiro

  2. El senador priista Tereso Medina advirtió que objeterán por la vía legal 'las candidaturas de delincuentes' y calificó de 'una burla para México' la postulación que anunció Morena

  3. Pese a que falta determinar si son válidas, los tres aspirantes superaron el número de rúbricas encontradas en el listado de electores y dispersión geográfica, detalló Patricio Ballados

  4. Margarita Zavala anunció que logró reunir más de un millón de firmas ciudadanas, 'soy la candidata del pueblo', advirtió la aspirante por la vía independiente a la Presidencia

  5. El comisionado contra las adicciones indicó que si éstas no son atendidas a tiempo pueden ocasionar secuelas graves, daños físicos, deserción escolar, violencia familiar e incluso la muerte